En dos meses podría quedar en libertad, Julio Enrique Acosta Bernal, luego que la Corte Suprema de Justicia así lo ordenara e hiciera traslado del proceso a la Fiscalía que en varias audiencias había pedido se absolviera al acusado.

En dos meses podría quedar en libertad, Julio Enrique Acosta Bernal, luego que la Corte Suprema de Justicia así lo ordenara e hiciera traslado del proceso a la Fiscalía que en varias audiencias había pedido se absolviera al acusado.

Andrés Garzón, abogado de Acosta, dijo que en el proceso los testigos se retractaron de sus acusaciones sobre el asesinato de Alejandro Plazas Lomónaco y que los posibles autores intelectuales, deberán también afrontar el peso de la justicia.

Contó que el ex Gobernador no se presentó inicialmente ante las autoridades, cuando fue emanada la orden de captura, porque tuvo informaciones que falsos agentes del CTI de la Fiscalía lo iban a asesinar en el procedimiento.

“Ha sido un proceso de más de cinco años, lleno de engaños y mentiras que por fortuna está llegando a su final. Conozco del aprecio y afecto que le tienen en Arauca a Julio Acosta y confío que en unos dos meses este de regreso en su región”, aseguró el abogado.

Escuchar audio aquí:[soundcloud url=”https://api.soundcloud.com/tracks/256478449″ params=”auto_play=false&hide_related=false&show_comments=true&show_user=true&show_reposts=false&visual=true” width=”100%” height=”450″ iframe=”true” /]